viernes

Sin titulo I.


Podría besar otros labios
jugar a que me aman y las amo
acariciar mas pechos desnudos
conocer mas labios húmedos

Al día siguiente sería la misma persona
que todo el mundo cree conocer
por la noche regresaría a mi estado natural
ese que tanto detesto enseñar a las gentes.

Esto no es un boomerang, un dejavú
no se acerca a nada a un tornillo 
es algo mas parecido a la macabra obra
de la vida sin saber cuando fue o cuando vino.

Tal vez sea algo personal, el querer siempre
hacer posible lo imposible, ver con ojos cerrados
es la prostitución de la imaginación, del amor
sera mejor que vuelva a dormir.

2 comentarios:

Marco Ramírez dijo...

Todos tenemos, bien escondido, un ser que no todos conocen, esa persona que se encuentra detrás de una máscara y que solo aflora en ciertos momentos.
Muy bueno tu escrito.

Saludos.

Estefanía dijo...

Sinceramente me ha encantado, definitivamente nunca dejaría de seguir tu blog.